lunes, 7 de septiembre de 2009

MOVIÈNDOSE JUNTOS




Beto, presidente de la AARAEG (Asociación de Acondicionamiento Rítmico Aeróbico del Estado de Guanajuato A.C.), llegó el domingo de 30 de Agosto del 2009 al parque del Centro de Convivencias de la ciudad de Irapuato, Guanajuato. Aquí lo esperaban ya un poco más de cien adultos mayores para tomar su clase de “Aerobics”, la mayoría de ellos enfermos diabéticos e hipertensos del grupo de autoayuda del Centro de Salud Torres Landa, pero esto no fue siempre así.
La obesidad y la diabetes: un problema actual
El estado de Guanajuato y según el Marco Geoestadístico 2005, cuenta con 30 608 km2, el 1.6% del territorio nacional, con una población de 4 663 032 habitantes, el 4.8% del total del país. 52.4% son mujeres y 47.6%, hombres; lo anterior arroja una relación de 91 hombres por cada 100 mujeres.
Guanajuato por el monto de población, ocupa el lugar número 6 en el país, por debajo del estado de México, del Distrito Federal, de Veracruz, de Jalisco y de Puebla.
Hace 70 años: Las personas morían principalmente a causa de enfermedades transmisibles, como parásitos e infecciones en el aparato digestivo o respiratorio. Estos padecimientos se controlaron y en algunos casos se erradicaron.
Al 2002: Las principales causas de muerte son enfermedades del corazón, tumores malignos, diabetes mellitus y accidentes.
La diabetes mellitus se ha incrementado en los últimos 20 años afectando al 12% de la población adulta y de acuerdo con las proyecciones epidemiológicas seguirá incrementándose en los próximos años. Datos de la encuesta nacional de salud (2000) muestran que el 10.7% de la población padece diabetes. De acuerdo con una investigación de mercado realizada al respecto (Sánchez, et al 2005)en la ciudad de Irapuato, Gto. Se espera un aumento en la cantidad de personas afectadas por esta enfermedad de un 4 a un 5% en los siguientes años. Sobre todo hombres y mujeres mayores a los 35 años.
Y no es un secreto para nadie que actualmente ocupamos el segundo lugar a nivel mundial, por debajo de los Estados Unidos; en niveles de obesidad.
Una propuesta inteligente
En 1999, una trabajadora social y una nutrióloga del Centro de Salud Torres Landa (a quienes llamaremos Sol y Chayito), tenían la inquietud de crear un grupo para que los pacientes con enfermedades crónico degenerativas hicieran algún tipo de actividad física.
Chayito comenzó entonces a construir un programa informativo y educativo sobre alimentación, mientras que Sol se puso en contacto con Beto, Ingeniero en Alimentos y profesional en programas de Activación Física, para diseñar un programa de ejercicios adecuado para los pacientes, muchos de ellos adultos mayores. Combinar ambos puntos era esencial.
La preocupación era atender un problema que cada año crecía y podría alcanzar niveles de epidemia en el estado de Guanajuato y en especial en la ciudad de Irapuato.
Moviéndonos juntos
En la primavera de 1999, comenzó el programa de Activación Física para adultos mayores con la misión de: “promover el mejoramiento de la salud a través del deporte”.
Era un grupo de 12 personas, entre quienes se destacaban por su entusiasmo: Don Pepe, Lichita, Angelita, Gloria, Juanita, Esther y seis más.
La primera clase solo duró 30 minutos, los entusiastas participantes se cansaron rápidamente, ya que no contaban con condición física, ni ritmo, ni gracia.
Pero esto solo fué solo el principio, pues a los tres meses, Don Pepe ganó su primera medalla en una carrera para adultos mayores en la ciudad de Abasolo, Guanajuato.
El grupo crece
Tal fue el éxito del grupo que pronto fué necesario invitar a otros instructores para abrir más grupos. Para ello contaron con el apoyo de AARAEG y se unieron a esta aventura las instructoras: Petty, Chris, Emma, María Elena, Caty y Lupita. El grupo original del Centro de Convivencias sigue, pero ahora ya hay más grupos, con más horarios en diferentes partes de la ciudad para que no haya pretextos para hacer ejercicio.
La idea había funcionado, no importaba que no hubiese apoyos económicos, ni materiales por parte del gobierno, puesto que se contaba con el recurso más valioso: el ánimo de los instructores y de los practicantes y de sus médicos familiares.
Estrellas del video
Pero Chayito y Sol no se quedaron de brazos cruzados, y en el verano del 2004 y con el apoyo de la Doctora Vicky consiguieron recursos para grabar un video que mostrará el trabajo del grupo y las bondades de hacer ejercicio.
Petty, Maricarmen, Beto, Don Pepe y Conchita junto con la Doctora Vicky, fueron las entusiastas estrellas que participaron en la filmación del video que se llamó “Ejercicios para la salud”, que luego se copió y distribuyó gratuitamente entre los diferentes centros de salud de todo el estado para invitar más personas a sumarse a esta causa.
Don Pepe estaba contento de poder participar en este video, su objetivo era invitar a más personas a sumarse a este movimiento, ya que él era un testimonio del éxito y las bondades de este programa. Adelgazó casi diez kilos, controló sus niveles de glucosa y mejoró notablemente su condición física.
“No podemos quedarnos de brazos cruzados” expresó Sol
“El problema de convencer a las personas de hacer ejercicio es cuestión de tiempo” enfatizó Maricarmen
“Todo está y depende muchas veces de las mismas personas” reafirmó Don Pepe
Problemas diversos
El principal problema que han tenido estos grupos para seguir existiendo ha sido el cambio de autoridades cada trienio o sexenio. En Irapuato, han conocido hasta ahora 4 nuevas administraciones municipales y cada vez que hay cambios en lugar de encontrar apoyo, lo que encuentran son trabas burocráticas.
Generalmente las nuevas autoridades desconocen o dicen desconocer el trabajo de sus antecesores y hay que hacer nuevamente citas, entregar oficios, documentos diversos y aguantar malos tratos y malas caras de quienes dicen apoyar el deporte; pero el esfuerzo no disminuye y el grupo sigue creciendo.
“La cuestión es que el ánimo no decaiga” dice José Luis el encargado del grupo.
El futuro
Algunos de los miembros originales continúan haciendo ejercicio y bailando, otros ya no están, la enfermedad les ha ganado la batalla y avientan porras desde el cielo.
“¿Qué es lo que espera del futuro Conchita?” preguntó Lupita
“Que nos sigan dejando hacer ejercicio, pues es nuestra medicina” contestó ella.
Y así continúan, esperando que algún día alguno de los candidatos y luego más tarde, presidentes municipales cumplan las promesas que les han hecho en tiempos de campaña para apoyar al grupo. Total, lo mínimo que piden es un espacio donde puedan seguir reuniéndose.
“Los que somos parte del grupo tenemos la misma visión: ayudar a otros” dice Petty
Mientras eso sucede, ellos siguen moviéndose. Lo que los ha mantenido todo este tiempo ha sido el trabajo duro de equipo. Han demostrado mediante sus acciones, que con un mínimo de apoyo y oportunidad de participación, pueden generar un cambio notable y ser parte de las soluciones a largo plazo.
Así que, Don Pepe coloca la grabadora, Conchita les toma lista a las asistentes hasta que Petty y Beto, ponen la música y les dicen que es hora de mover el esqueleto….5, 6, 7 y 8….

Documento completo disponible en: http://www.scribd.com/share/upload/15389530/2iamhng0s6an1llwmh2k


No hay comentarios:

Publicar un comentario